Planificar un viaje a Brasil puede ser emocionante, por la ilusión de conocer un país repleto de bellezas naturales, pero no es sencillo. Si es la primera vez que vas, la cosa se complica. A lo mejor eres de los que piensa que todo el año es verano en cualquier punto de la geografía brasileña, por ejemplo… O tal vez creas que tu pasaporte europeo te facilitará la entrada… ¡Error!




Para evitar problemas y ayudar a la gente a programar su viaje con cabeza, voy a hacer una serie de temas relacionados con todo lo que cualquier viajero debe saber antes de organizar su viaje a Brasil. Empecemos por lo básico:

Pasaporte de España.– Los documentos

Necesitas pasaporte en vigor con un mínimo de validez de seis meses. Fíjate bien en la fecha porque si te caduca (o está a punto de caducarte) estando en Brasil, no te van a dejar coger el avión de vuelta. En este caso, merece la pena que lo renueves antes de viajar. Si eres español, lo tienes fácil. Pides cita previa y el día que te toque te lo hacen en menos de 10 minutos. ¡Es increíble!

Hazte varias fotocopias y no lleves el original por las calles cuando llegues allí. Si te lo roban, tienes un problema. Echa un vistazo a esta y otras recomendaciones para moverte con seguridad en Brasil 😉

Además del pasaporte, necesitarás una copia de las reservas de los hoteles donde te vayas a alojar o una carta de invitación en el caso de que te alojes en casa de amigos o familiares.

También te pueden pedir un certificado del banco que demuestre que tienes recursos económicos suficientes para mantenerte durante tu estancia en Brasil

* Viajar a Brasil: requisitos para turistas españoles

* Necesitas carta de invitación aunque estés casado con un brasileño

– El seguro

Si no pagas tu vuelo con una tarjeta de crédito que incluya un seguro de viajes internacional, es conveniente que te hagas uno que te proteja en caso de problemas de salud o contratiempos varios con tus maletas, entre otras cosas. Incluso si ocurre alguna fatalidad estando en Brasil, estos seguros te ayudan a resolver la documentación que necesitarás o cubrir los gastos de primera necesidad.

En Brasil, Más Que Fútbol tenemos un acuerdo con Iati, que es una empresa española, que ofrece un 5% de descuento a los lectores del blog. Puedes hacerte un presupuesto aunque sea para tener una idea de lo que gastarías. Lo normal es que no lleguen a los 100 euros y, si por cualquier cosa tienes que ir a un médico en Brasil, darás gracias a tener un seguro de viajes…

* Seguros básicos que deberías contratar si viajas a Brasil

– Tiempo de estancia

Si piensas quedarte menos de tres semanas, desaprovecharás tu viaje a Brasil. Vale que menos es nada, pero teniendo en cuenta la distancia (si eres de España), merece la pena que reserves algunos días de vacaciones y te vayas el máximo tiempo posible. Hay que tener en cuenta que si quieres conocer más de un estado, las distancias son tan enormes que vas a perder mucho tiempo en moverte de un sitio a otro. Y además… seguro que cuando estés allí pensarás “¡tendría que haber venido más días!”

– Época del año

No todo el año es verano en Brasil. Esa es una de las ideas más equivocadas que me encuentro. Si solo puedes viajar en junio, julio, agosto o septiembre, elige un destino del nordeste (Bahia, Pernambuco, Ceará…) o, como mucho, Río de Janeiro, Espirito Santo o Minas Gerais (si no buscas solo sol y playa).

En general, cuanto más al norte, más calor. Cuanto más al sur, más frío. Y cuando digo frío es frío parecido al europeo. Aunque Florianópolis es preciosa, no todas las épocas del año son buenas para viajar porque en el invierno brasileño el tiempo puede que no te permita disfrutar de sus maravillosas playas.

Calles del Pelourinho, centro de Salvador de Bahía. Foto: Virtudes Sánchez

Calles del Pelourinho, centro de Salvador de Bahía. Foto: Virtudes Sánchez

Si no te importa viajar en otra época del año, por ejemplo en diciembre, enero o febrero, que es verano en Brasil, entonces las posibilidades se multiplican. Puedes ir a cualquier sitio porque, salvo tormentas tropicales, tempestades o días nubosos, hará buen tiempo en cualquier lugar 😉

– ¿Te vas a quedar en una ciudad o vas a hacer tours?

Aunque todavía hay mucha gente que prefiere quedarse en una sola ciudad, en un hotel de lujo o semilujo y con todo incluido, cada vez hay más turistas que prefieren conocer lo máximo posible. Ese es mi caso. Personalmente, no me planteo ir a Brasil para estar en una única ciudad.

Por ejemplo, si vas a Río de Janeiro, que es el destino favorito de los españoles, debes saber que el estado ¡es INCREÍBLE!  Tiene playas de agua cristalina en ciudades como Arraial do Cabo, lugares que son referencia del turismo internacional como el encantador Búzios, Cabo Frio o islas deslumbrantes como Ilha Grande y además… ¡SIERRA! Puedes ir a Petrópolis y ver el palacio de vacaciones del emperador, a Teresópolis, que es donde se concentra la selección brasileña de fútbol… y así sin parar.

En cualquier estado al que vayas no tendrás solo la capital sino un sinfín de posibilidades menos conocidas pero totalmente recomendables. Si puedes y te gusta, haz tours. Yo no me lo pensaría dos veces. Eso sí, organízate y compra los tickets para entrar en los sitios si no quieres desesperarte haciendo colas interminables que pueden estropearte los planes del día.

Por ejemplo, si sabes que vas a ir al Cristo Redentor o al Pan de Azúcar, que son dos visitas imprescindibles en la ‘cidade maravilhosa’, compra las entradas con antelación y, si puede ser, con tour para ir acompañado y con guía. Así, si es tu primera vez en Río de Janeiro, seguramente aprovecharás mejor la visita y te sentirás más seguro.

TE PUEDE INTERESAR:

Cómo disfrutar de tu viaje a Brasil sin miedos ni sobresaltos

15 pequeñas imprudencias que pueden arruinar tu viaje a Brasil

Las 13 normas básicas para moverte con seguridad en Brasil




Comments

comments